Postgrados de la Facultad de Ingeniería pone en marcha prueba de plan piloto para un “retorno seguro”

El sábado 25 de abril, la Dirección de Postgrados y Educación Continua de la Facultad de Ingeniería de la Universidad del Desarrollo, dio inicio al plan piloto de “retorno seguro al aula de clases”, para los alumnos del curso Proyecto de Grado I que se imparte en los magísteres de Ingeniería Industrial y de Sistemas, Gestión de la Sustentabilidad y Dirección de Proyectos.

El Director de Postgrado y Educación Continua, Héctor Valdés, nos cuenta que el plan nace debido a la creciente desmotivación manifestada por alumnos de los programas, “noté que varios alumnos habían renunciado al magíster o estaban

en progreso de renuncia debido a que no quieren necesariamente educación a distancia. Nuestros postgrados se caracterizan por una fuerte imagen en l

o presencial, generando redes que desembocan en valiosos proyectos y emprendimientos entre los propios alumnos o con el equipo académico”.

Este retorno progresivo contempla una entrega dual de los programas, a través de educación presencial y a distancia. Inicialmente se realizó la clase para 30 alumnos mediante la plataforma Zoom y a 4 voluntarios en aula, a quienes se realizó una encuesta previa para disminuir la brecha de posibles contagios con el cumplimiento de algunos requisitos, entre ellos se solicitó contar con vehículo propio, no haber estado en contacto con personas contagiadas, no pertenecer a los grupos de riesgo o tener familiares que pertenezcan a ellos.

Posteriormente, el Decano de la Facultad de Ingeniería, Fernando Rojas, en coordinación con Dirección General delauniversidad, hicieron reconocimiento de la sala más adecuada para realizar la prueba y acordaron el cumplimiento de un estricto protocolo sanitario que contempló un equipo de sanitización en la entrada, uso obligatorio de mascarillas y una marcada distancia entre los alumnos y el profesor de más de 2 metros.

Para Héctor Valdés, “esta primera experiencia fue enriquecedora porque nos damos cuenta que es posible continuar con la enseñanza semipresencial. Aquí tanto alumnos como universidad, nos hemos unido a la idea de que al país hay que levantarlo entre todos. Por su parte, los alumnos manifestaron alegría por el reencuentro, apoyando el retorno seguro y progresivo a una cierta normalidad”.

A lo que agrega “lo importante es que muchos alumnos que están a través de Zoom, relevaron que si ellos pudieran venir lo harían. Varios que por condiciones muy especiales no pueden. Hay algunos que han sido padres hace poco, algunos viven con personas de la tercera edad, otros viven en entornos que pueden ser de riesgo y, por tanto, prefieren hacerlo a distancia. Para mí como académico fue una experiencia inspiradora, porque podemos ayudar a levantar al país entre todos, contribuyendo con esta semilla que espero sea solo un primer paso para la Facultad, para que, en el corto a mediano plazo, podamos retornar a las actividades con una modalidad semipresencial”.